En el proyecto de huerto los alumnos no sólo aprenden conocimientos participando de manera activa en el ciclo de las plantas y vegetales desde su siembra hasta la recogida de cosecha; también aprenden una serie de valores como respetar las plantas y árboles como parte del entorno de su colegio, haciéndolos “suyos” ya que son los responsables de regarlos y cuidarlos durante todo el curso. Disfrutando de las actividades tanto dentro del aula como al aire libre.

El centro y el AMPA realizamos esta nominación de manera conjunta para reconocer el trabajo e ilusión que todos los niños/as ponen en este proyecto curso tras curso, con el que arrastran a todos los voluntarios/as implicados/as en el mismo, y por tanto siendo los verdaderos artífices de que el siga adelante.